viernes, marzo 25, 2005

Generación Patachim

En un momento de la noche de ayer, en el Pata, de repente me vino a la cabeza una cosa que nunca había pensado. Fue cuando una persona me preguntó cómo había conocido a mi novia. Yo le dije "aquí", y a mi lado estaba Bruno y dijo "y yo a la mía también aquí". Y Luis a Merchi también. Nunca me había parado a analizarlo y de repente flipé. El Patachim, el lugar de referencia de la noche coruñesa en los últimos diez años, ha tenido una influencia sobre nuestras vidas mucho mayor de lo que pensaba.
Aquella quinta de sociología somos los más veteranos del lugar. Estuvimos en su fiesta de inauguración en ¿1996? y desde entonces ha sido parada obligada prácticamente todas las noches que salíamos y lo es incluso ahora que vivo en Madrid. El Pata es el lugar de encuentro, el que me permite no sentirme extraño a una tierra de la que voy y vengo y el que me agarra a mis raíces cada vez que se cierne la amenaza de perderlas. Lo que antes era un local en el que hacían queimadas para turistas, con conxuro y todo, fue retomado por nuestro colega Rubem y en poco tiempo lo convirtió en epicentro de la Movida coruñesa. Los primeros años fueron algo diferentes: ambiente más bien folkie enxebre con música punk-radikal y buenrrollito. El viraje llegó con el fichaje de Juanjo como pincha, que de repente lo convirtió en un garito indie al que incluso se podía ir a bailar. Desde entonces han sido muchas noches de borracheira, risas y buenos momentos. Pese a su carácter actual, un poco como de reducto de modernillos, siempre le he tenido como una sensación de bastante abierto, con un puntillo amigablemente enxebre y cercano, nada que ver con la cerrazón y el frivoleo oligofrénico de los garitos modernuquis de otras ciudades. A veces es insoportable cuando se abarrota de gente que no hace más que pasar de un lado a otro pero, aún así, el Pata mola. Lo supo Genís y lo puso en su diario, lo supo mi colega Alvarito cuando me insistió tanto en que prácticamente sobornáramos a Juanjo para pinchar ahí (y valió la pena, vive dios), lo supo toda la gente que se atrevió en su momento a subirse a los bancos a bailar, y no lo supo Víctor Lenore que, pese a mi insistencia, se quedó sin ir cuando estuvo en Coruña. Larga vida al Patachim, por favor.

Canción del día: "L'accord parfait" (Autour De Lucie)

Frase del día: "Hoy recibirá esa tan esperada notificación de un organismo oficial" (Horóscopo de los Acuario en "El Correo Gallego")

12 Comments:

Anonymous irita tirita said...

buaaah nenoooo... es que coruña mola mazo!! y el pata más!!

a ver cuando vuelves a sobornar a juanjo... que hace mucho q no nos pinchas nada davidiño jajaja

¿¿nos vemos en el pata hoy...no??
;-P

3:36 p. m.  
Anonymous gitanitadear said...

el pata se sale aunque todos nos quejemos de que está lleno, del rollo junjo reality bites y de que ahora nos echen a las tres y media... y luego vengais a hacer el chill out a la calle orzán!! menuda fiesta ayer cabritos jejeje como estabais :P

a ver si lo de encontrar la media naranja alli tambien me funciona :)

7:20 p. m.  
Anonymous Rob Gordon said...

Yo me subí a los bancos el sábado pasado para bailar el hit de Sophie Ellis Bextor, 'Murder On The Dancefloor', que me encaaaaanta. Totalmente de acuerdo contigo, el Pata no tiene nada que envidiar a muchos garitos de Madrid. Es un sitio acogedor, familiar, con una pizca de petardeo y buena música. Vamos, que he escuchado más novedades en su cabina que en algunos de los garitos madrileiros que "van de guays". Y sobre todo, hay de todo menos pailanes, no como el la capital, ni como en el Playa.

2:33 p. m.  
Anonymous Sole said...

/robgordon, algún día tienes que explicar en tu flog o en donde sea que entiendes tu por "pailán" y sobre todo en que se diferencian un pailán, un paleto y un moderno. A buen seguro que dará para buenas risas y una agria polémica.
Saavedra, te llame hoy para despedirme pero me dijo tu viejo que estabas en Vigo. Si me hubieses avisado me habría ahorrado el dinero de la llamada (je, je)
PD. A mi el Patachim ese me la pela
seguro que ahí no pinchan a Bisbal ni nada de buena música latina.
POST PD. Se me olvidaba, Robgordon de paso explica que busca la gente que se sube a los bancos. ¿Acaso visualizar mejor? ¿o compartes la teoría de Saavedra de colocarse en buen lugar en el mercado de la oferta y la demanda?

10:49 p. m.  
Anonymous irita tirita said...

pos yo me subo pa poder respirar y tener más sitio pa hacer el friki cuando me vuelvo un poco loca

y el señor Saavedra ha dicho eso de verdad??
pos yo lo he visto por las alturas alguna noche patachinera... si llego a saber que era pq se ponía a la venta me lo compro... ese chico es un buen partido

12:11 a. m.  
Anonymous Rob Gordon said...

La verdad es que hay muy pocas diferencias entre los términos de pailán, paleto y moderno. Explicarlo en profundidad llevaría mucho tiempo y letra, y este no es el foro para ello. Simplemente te invito a que te fijes en los individuos a los que asocio a este adjetivo, que lejos de ser un insulto, a fuerza de usarlo, se está convirtiendo ya casi en un apelativo cariñoso.

Con respecto a las alturas patachineras he de decir que en ocasiones se recurre a ellas para ver y ser visto. En el caso del sabado, recurrí a ellas exclusivamente para acompañar en el ridículo a una amiga un tanto cocida. Sophie Ellis Bextor también tuvo bastante que ver, no me resisto a sus hits.

1:01 a. m.  
Anonymous tu colega Alvarito said...

pues si, deja el patachim ese de mierda y vente a verme que te echo de menos, coño!

2:31 p. m.  
Anonymous el alto said...

Confirmo el dato: primavera de 1996, inauguración del Pata. Buff, tan lejos tan cerca, como titulaba tu admirado Wenders. Espero que cuentes que pasó con la tan esperada notificación de un organismo oficial...

4:32 p. m.  
Blogger David said...

Hola a tod@s. Desde los madriles confirmar que.. buaaah... echo de menos el Pata y lo bien que me lo pasé por ahí esta semana santa. Sole, ¿eres el rapeiro de Anticón o llevas una vida sin ti? ¿Seguro que lo de la oferta y la demanda es una teoría mía? En todo caso, yo me he subido al banco en muy contadas ocasiones, pero que lo merecían. Iritatirita, gracias pero se adelantó tu amiga ;-P. Rob, me encanta la movida paleta de coruña, y más si es con acento cerrado y se ríen de los modernuquis como cuando Dopi (monumento ya) dijo "pois se non che gusta o sol, vai pola sombra" (a una petarda que gritaba "jooo, juanjoooo, no pongas soul que no me gustaaa). Álvaro, también tuve tiempo para ir a una fiesta gótica al caimán, cómo molan las góticas de Coruña: gótico enxebre, hasta en eso supera al pijerío dark de Madrid.
Alto, evidentemente ningún organismo oficial me notificó nada.

8:01 p. m.  
Anonymous darkent said...

El Pata es como mi casa, si me pudiese llevar una cama dormiría allí jijiji

10:01 p. m.  
Anonymous manuelrodriguez said...

bufff!!!! el Pata!!!!.....yo tambien conoci a mi chico y como no, nuestro primer brindis juntos y..... te acuerdas Saavedra???.

11:27 p. m.  
Anonymous Álvaro Valiño said...

Hola David & co.
Se supone que yo también debo pertenecer a esa Generación Patachim...jeje. Lo que pasa es que desde que no me emborracho me cuesta mucho introducirme en este estrecho callejón de gente que parecen las carreteras del Tour de Francia y...(respiro) me agobia, me agobia!

Pero lo adoro. Al Pata, A Rubem y a Juanjo!

6:35 a. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home